Martes, 25 de Julio, 2017
Sección de suscriptores(as) Identificación Contraseña
PUERTO RICO
En crisis por deuda
Noticias Aliadas
11/09/2015
Envíe un comentario Imprima el texto de esta página

Gobernador declara “impagable” deuda que isla mantiene con sus acreedores.

Puerto Rico no tiene capacidad para pagar su deuda que asciende a US$73 millardos y que representa el 70% de su producto interno bruto. El 1 de agosto la isla debía abonar $58 millones, pero sólo pagó los intereses que ascendían a $628,000 cayendo en situación de impago.

En un mensaje a la nación el 29 de junio, el gobernador Alejandro García Padilla admitió “la deuda pública, considerando el nivel de actividad económica actual, es impagable.  Pero además, el tamaño de esa deuda nos impide salir del ciclo de recesión y contracción”.

García Padilla citó un informe elaborado por Anne O. Krueger, Ranjit Teja y Andrew Wolfe, exfuncionarios del Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial, en el que recomiendan una serie de reformas estructurales para hacer frente a “una década de estancamiento, emigración y deuda”.

Desde que inició su mandato de cuatro años en el 2013 la actual administración aplicó una serie de medidas para enfrentar la crisis que incluían aumento del impuesto a las ventas de 7% a 11.5%, reforma de las pensiones y recorte del gasto público, pero no han sido suficientes. El documento plantea reformas estructurales como reducir gradualmente los costos laborales para impulsar el empleo, disminuir los elevados costos de la electricidad y del transporte, y eliminar los obstáculos para quienes quieren hacer negocios, entre otras, además de reformas fiscales e institucionales.

Sin embargo, García Padilla señaló no estar de acuerdo con todas las propuestas contenidas en el informe. “No avalaré, por ejemplo, ver la educación como un gasto, en lugar de como una inversión, ni promoveré reducciones al salario mínimo para los trabajadores, entre otros. Además, defenderé los empleos como un objetivo principal en este proceso”, dijo.

El gobernador propuso un plan de reestructuración cuyo “primer paso, y el más importante, será restablecer el crecimiento económico. Aunque serán necesarios más ajustes fiscales, queda claro que sin un crecimiento agresivo de la producción en Puerto Rico, nunca saldremos del ciclo vicioso de contracción, emigración, austeridad e impuestos.  La agenda económica que implantamos desde el comienzo de mi gobierno, ha logrado avances en la creación de empleos, manufactura, agricultura, la industria aeroespacial, de servicios de salud, y de investigación y desarrollo, y así lo refleja la baja en el desempleo, pero, nuevamente, hace falta hacer más, hace falta hacer mucho más”.

Sin luz al final del túnel
Pero la salida no está a la vuelta de la esquina. La tasa de desempleo llega a 12.4% y la migración hacia EEUU se ha acelerado. Puerto Rico tiene actualmente 3.7 millones de habitantes; sólo en el 2014 alrededor de 140,000 residentes abandonaron la isla.

Además, Puerto Rico, al ser estado libre asociado, no posee los mismos beneficios que los otros estados de EEUU como declararse en quiebra que les otorga protección legal frente a sus acreedores y les permite reestructurar sus deudas, no puede tomar decisiones unilaterales, sólo puede usar marina mercante estadounidense para transportar productos hacia y desde la isla, y tampoco puede establecer relaciones bilaterales con otros países.

García Padilla ha señalado que su gobierno no puede seguir solicitando créditos para enfrentar el déficit presupuestario mientras se exige a la población puertorriqueña que asuma la mayor carga a través de aumento de impuestos y recorte de las pensiones.

Fondos de inversión, que aprovecharon privilegios fiscales para la adquisición de bonos y que controlan un tercio de la deuda puertorriqueña, han propuesto despido de maestros, recortes en servicios de salud y reducción de subsidios a la educación superior.

García Padilla debe presentar en setiembre un plan de reestructuración de su deuda que debe ser aprobado por el Congreso. Aunque la Casa Blanca ha anunciado que no tiene previsto un rescate financiero al gobierno puertorriqueño, el presidente Barack Obama conformó una comisión que coordine la asistencia a la isla sin incurrir en violaciones a las leyes federales.

“No vamos a permitir que la pesada carga de la deuda heredada nos arrodille”, dijo García Padilla. “No podemos permitir que nos obliguen a escoger entre pagarles a policías, maestros y enfermeras, o pagar la deuda.  Otro camino es posible.  Debemos actuar ahora, juntos.  Todos tenemos que compartir la responsabilidad, y el sacrificio, para poder así compartir los beneficios de una economía puertorriqueña en crecimiento”.

La Coalición Ecuménica e Interreligiosa de Puerto Rico manifestó en un comunicado publicado el 31de agosto su preocupación por “la deuda, el impago de la misma, las propuestas que reducirán los salarios, posibles despidos de trabajadores y trabajadoras, la reducción de beneficios a empleados y la reducción en los servicios de salud. No se puede permitir que las medidas de austeridad afecten adversamente a los más pobres y necesitados en Puerto Rico”.

 “La Reserva Federal [de EEUU] tiene la capacidad de reestructurar nuestra deuda, mitigar las políticas de austeridad y de asegurar un alivio de la deuda sin condiciones perjudiciales y onerosas”, agregó el comunicado.
—Noticias Aliadas.


Compartir
Noticias Relacionadas
Noticias Aliadas / Latinamerica Press
Información y análisis independientes de libre reproducción mencionando la fuente.
Contáctenos a: (511) 460 3025 / (511) 460 5517
Dirección: Comandante Gustavo Jiménez 480, Magdalena del Mar, Lima 17, Perú
Correo: webcoal@comunicacionesaliadas.org

Mensajería interna: https://mail.noticiasaliadas.org
Este sitio web se actualiza cada semana.